CARLOS V, PRISIONERO DE ATAHUALPA


Publicado el 02/Junio/2001 | 00:00

Quito. 2 jun 2001. La pregunta que hace el autor de un reciente tratado
sobre el área andina, Jared Diamond, en Guns, Geerms and Steel, Norton
Press, 1999, es intrigante: ¿Por qué Atahualpa no tomó prisionero a
Carlos V, Emperador del Sacro Imperio Romano y Rey de España?

El descalabro indígena llega a su punto más significativo en Cajamarca.
Los 168 españoles incluyendo 62 de caballería se desplegaron hábilmente
dentro de la ciudad y alrededor de su plaza principal y de sus accesos,
mientras el gran emperador y sus 40 000 tropas acantonaban a pocos
kilómetros luego de su victoria sobre Huáscar, en Quipaipán. Según el
ceremonial inca, su numerosísimo cortejo inició la marcha hacia Cajamarca
en larga columna constituida por su corte de principales y nobles, los
generales del formidable ejército, los caciques, y su escolta que
acompañaba al emperador con la pompa y esplendor dignos del rango de Inca
y Jefe Supremo de una de las civilizaciones más importantes de su época.
El gran cortejo comenzó su entrada y llenó la plaza, hasta donde es
detenido por el padre Valverde y se monta la escena de la Biblia en
circunstancias confusas, interpretada por el Inca como algo inaudito al
detener su avance, ya que él decidía dónde y cuándo hacer un alto... A la
señal convenida con Valverde, los europeos, en medio del gran estruendo
de sus cuatro cañones, de sus arcabuces, de su caballería y sus perros de
guerra y su infantería que blandiendo armas de acero, cargaron de todos
los costados hacia la apretada muchedumbre que "presa del pánico" buscaba
las salidas provocando tumultos y saltando sobre los cuerpos apilados de
muchos que al caer murieron sofocados...

Los españoles rápidamente procedieron a tomar prisionero al desconcertado
e intocable Inca... La caballería persiguió a los fugitivos y los liquidó
antes que alcanzaran al grueso del ejército en las afueras de Cajamarca.
La sorpresa militar fue total. Ocho mil indios fueros masacrados en esta
astuta acción, la más sangrienta de la conquista, y cientos fueron hechos
prisioneros, y privó al imperio de sus principales líderes y
autoridades...

Las fuerzas incaicas organizaron su resistencia, lanzando cuatro
infructuosos contrataques de magnitud después de la muerte de Atahualpa.

¿Qué sucedió, cuáles fueron las causas de la derrota, por qué el Inca no
se impuso a un puñado de europeos y sometió a Carlos V?

Después de la victoria sobre Huáscar, Atahualpa se dirigió a Cajamarca y
acampó con su ejército en las afueras de la ciudad abandonada durante las
campañas entre las dos facciones.

Los dos hermanos llegaron a ser rivales debido a una epidemia de viruela
que se extendió en 1526 desde Centro América a Colombia y al imperio
Inca. El emperador Huayna Cápac y la mayor parte de corte de nobles
perecieron, al igual que su sucesor Ninan Cuyuchi al contraer la mortal
enfermedad, causante del 50% de la despoblación nativa entre 1526 y 1575.

La domesticación del caballo y su uso militar transformó las guerras y
dio mayor movilidad a los ejércitos y una formidable fuerza de choque y
en el caso de América una figura pavorosa de esta novedad hombre-caballo
que aterró a las fuerzas incas. Debido a la falta de comunicaciones, la
llegada de los españoles y de sus tácticas y uso de la caballería en la
conquista de Méjico y Centro América no le llegaron a Atahualpa. De
hecho, sus creencias las asocian al retorno de Viracocha, deidad de su
cosmografía.

La causa más importante de la derrota Inca fue el enfrentamiento con una
cultura que exhibía antecedentes de cuando menos 40 mil años atrás, en
una evolución muy lenta hasta la conformación de asentamientos agrícolas
que comenzaron a domesticar su entorno: 36 productos agrícolas como el
trigo, la cebada, los cereales, el arroz y otros constaban ya en la lista
hace 10 mil años. La dedicación a su cultivo trajo el arraigamiento y
cambios en los hábitos alimenticios y en la reproducción humana,
alterando la demografía y reclamando nuevos espacios para su rápido
crecimiento. Junto con la evolución agrícola se produjo la domesticación
animal, lo que garantizó las fuentes de proteínas y además su utilización
en la agricultura, el transporte utilizando la rueda y la tracción
animal, e incrementó las ventajas comparativas y el intercambio. Los
avances tecnológicos de la ingeniería naval permitieron la construcción
de barcos, hasta en sitios tan remotos como la costa panameña del
Pacífico; y los conceptos de navegación, basados en los avances en la
astronomía y cartografía. Otra de las importantes causas fue la evolución
de la escritura y la imprent,a que multiplicó la divulgación masiva de
información. Las primeras crónicas de la muerte de Atahualpa registradas
por el capitán Cristóbal de Mena fueron publicadas en Sevilla solo siete
meses después de su muerte. Ciertamente los avances tecnológicos de los
eurasiáticos eran abrumadores.

*Investigador (Diario Hoy)

style="display:block" data-ad-client="ca-pub-3347479071452639" data-ad-slot="4860276686" data-ad-format="auto" data-full-width-responsive="true">

Ciudad Quito



Actualizado por

- en EXPLORED - Noticias de Ecuador.